jueves, noviembre 30, 2006

vos sentis que no es tarde.
nunca es tarde.
yo asumo mi rol.me desempeño muy bien en el.
no hay relojes derritiendose en tu mente(que miente)
no hay miedo.
tu cuerpo no es simetrico.
no me atrae la perfeccion.
daria muchas cosas por tenerte adentro de mi cuerpo
puedo dejar de ser 70 % agua
puedo ser de fuego.
o de brillantina
o de pintura blanca.

puedo ser tu amante, tu adivina
quiero ser tu compañera. acompañarte.`
puedo ser musica.miles de canciones
tu refugio,tu advertencia
puedo ser tu huesped.
convencerte, alimentarte
puedo activar instintos en vos
tus sueños mas reales
puedo besarte hasta dormirme


puedo olvidarte en un segundo

1 comentario:

yo dijo...

MANO DERECHA ROJA

Date un paseito hasta el límite de la ciudad
y cruza las vías del tren
donde el acueducto descolla
como un pájaro de mal agüero
que se balancea y cruje
donde los secretos yacen en los fuegos del borde
en los hilos eléctricos que zumban
Oye, tía, sabes que nunca regresarás
Más allá de la plaza, más allá del puente
más allá de los molinos, más allá de los silos
en una tormenta que se está reuniendo llega un atractivo hombre alto
con un polvoriento abrigo negro coun una mano derecha negra

El te envolverá en sus brazos
te dirá que has sido una chica buena
El reencenderá todos los sueños
que te ha llevado una vida destruir
El llegará muy dentro del agujero
y curará tu alma que menguaba cada vez más
pero no habrá la menor cosa que tu puedas hacer
El es un dios, el es un hombre
el es un fantasma, el es un gurú
Susurran su nombre a lo largo de esta tierra que desaparece
pero escondida en su abrigo hay una mano derecha roja.

¿No tienes dinero?
El te conseguirá algo
¿No tienes coche?
El te proporcionará uno
Tu no tienes autoestima
Te sientes como un insecto
Bueno, no te preocupes amigo porque aquí llega él
cruzando el gueto y el barrio
y el arrabal y el asentamiento de chabolas
una sombra se proyecta donde el permanece de pie
pilas de papel verde en su mano derecha roja

Lo verás en tus pesadillas
lo verás en tus sueños
Aparecerá saliendo de ninguna parte
pero el no es lo que parece
Lo verás en tu cabeza en la pantalla de la tele
y, oye, amiga, quiero advertirte que la apagues
El es un dios, el es un hombre
el es un fantasma, el es un gurú
Tu solo eres una pulga insignificante en su plan catastrófico
diseñado y dirigido por su mano derecha roja.